SIDRA

«Algo que nunca puede faltar cuando vas a comadrear es Sidra para acompañar.»

La base de las sidras es el jugo de manzana fermentado, mismo que se obtiene con la recolección de la manzana, iniciándose así la molienda, que incluye, el lavado, selección, machacado y extracción del jugo de la fruta, ya obtenido el jugo se guarda en contenedores donde se lleva a cabo su propia fermentación con una duración de 15 a 20 días, posteriormente este jugo fermentado se pasa a depósitos limpios para su reposo o añejamiento de aproximadamente 1 año. y finalmente pasa al área de preparación, donde se llevará a cabo una mezcla de jugos de frutas, agua y azúcar, para obtener una bebida gasificada, refrescante y agradable al paladar con aproximadamente 3% de alcohol proveniente de la fermentación de la fruta.
¡Las podrás degustar a cualquier hora del día con tus seres queridos!

No se encontraron productos que concuerden con la selección.